España: sociedad discrepa con la ley de CC

Discordia en el debate de la ley de Cambio Climático

Fecha de Publicación
: 27/05/2017
Fuente: La Vanguardia
País/Región: España


Más de 400 entidades piden una fiscalidad ambiental y objetivos ambiciosos para reducir emisiones para el 2030, ante las jornadas de debate que inaugura el presidente Rajoy
España empieza a debatir su transición energética entre profundos desacuerdos sociales. Más de 400 entidades cívicas (reunidas en la Alianza por el Clima) han pedido al Gobierno que la Ley de Cambio Climático y de la Transición Energética, cuyo contenido empezará a ser debatido este jueves y viernes por los diversos actores sociales, incorpore medidas de fiscalidad ambiental. Estas entidades reclaman que la Ley incluya objetivos ambiciosos sobre reducción de emisiones de gases para el año 2030 y establezca una estrategia española “para lograr la plena descarbonización de la economía para el 2050”, en palabras de Laura Martín Murillo, directora de la Fundación Renovables, una de las entidades de la Alianza. En cambio, los ministerios implicados (Agricultura y Medio Ambiente, y Energía) no enseñan las cartas y no aclaran cuál será el papel que deben tener las energías renovables ni si habrá nuevos impuestos para las actividades de más impacto climático.
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado este jueves que esta legislatura “tiene futuro” porque tiene contenidos “inaplazables” y el cambio climático es “uno de ellos”. “No se va a fallar porque la causa nos lo exige y lo merece”, ha apostillado durante la inauguración de las jornadas de debate España, juntos por el clima en las que este jueves y viernes se darán cita los grupos políticos, científicos, empresas, ONG y otros actores interesados para sentar las bases de la futura ley de cambio climático y transición energética.
Rajoy ha garantizado que el Gobierno está “decidido” a jugar un “papel ejemplar” en esta transición hacia un modelo económico bajo en carbono porque la lucha contra el cambio climático “exige obrar con altura de miras” y, al mismo tiempo, abre oportunidades positivas para el futuro ante el reto de descarbonizar la economía.
El futuro contenido de la Ley de Cambio Climático –que echa a andar en su fase de debate social antes de que llegue el proyecto correspondiente a las Cortes- tiene como finalidad garantizar que España pueda cumplir los acuerdos suscritos en la UE relativos al plan sobre energía y clima, con la finalidad de reducir las emisiones de gases y cumplir el Acuerdo de París contra el cambio climático. (En conjunto, la UE debe disminuir sus emisiones un 40% en el 2030 respecto al 1990).
Diversos países europeos han elaborado ya esta legislación para garantizar estos objetivos adquiridos. Pero España corre el riesgo de hacer sus deberes tarde. Según el reparto de esfuerzos alcanzado en la UE en octubre del 2014, deberá reducir sus emisiones en las actividades generales o el llamado sector difuso (edificación, transporte, residuos, agricultura…) un 26% en el 2030 respecto al año 2005.

Una trayectoria negativa
Laura Martín Murillo destaca que la trayectoria reciente de las emisiones de gases indica que se ha dado una estabilización y la senda prevista marca una ligera disminución para el 2030 (del 11% respecto al 2005), por lo que es urgente tomar medidas para poder atender las promesas hechas en la comunidad internacional. “Hay que empezar ha hablar ya de la descarbonización plena de la economía para el año 2050”, resalta Laura Martín.
Estas entidades se han mostrado muy críticas sobre el proceso participativo para aprobar la ley de Cambio Climático establecido por el Gobierno (y recomendado por la UE), y que abre hoy jueves el presidente Mariano Rajoy. “Hemos pedido que este proceso participativo sea equilibrado, transparente y que se dedique suficiente tiempo al debate. Pero el modo impuesto no permite hablar de objetivos, ni de fiscalidad y solo son cinco sesiones de dos horas en las que hablaran nada más y nada menos que 70 personas”, se queja.
Alianza por el Clima es una coalición de más de 400 organizaciones ecologistas, sindicales y cívicas (Amigos de la Tierra, Ecologistas en Acción, Greenpeace, Manos Unidas, ATTAC...).

La ministra, en Barcelona
La ministra Isabel García Tejerina dijo en Barcelona que en estas reuniones de debate, “vamos a definir el modelo de futuro energético para cumplir los objetivos marcados, pero no vamos a cambiar los objetivos, puesto que éstos ya están definidos”, dijo en relación a los esfuerzo en la reducción de gases ya establecido por la UE (-26% para el 2030 respecto al 2005).
Tampoco quiso aclarar si hay la previsión de aumentar la participación de las energías renovable, y se limitó a reiterar que se va a cumplir el plan fijado pero para el año 2020 (una participación del 20% de las fuentes limpias), por lo cual se remitió a la reciente subasta que da luz verde para promover 3.000 MW eólicos adicionales. Dijo que no quiere trasladar el coste del cambio climático a la factura energética de los ciudadanos.
La ministra prometió una estrategia de adaptación al cambio climático para las costas, porque “son las zonas más vulnerables al cambio climático”.”No sólo hemos estudiado el impacto del cambio climático sobre nuestras costas, sino que estas definidas las actuaciones necesarias”, añadió.

Plataforma de empresas
Mientras tanto, el Gobierno y las empresas están impulsando la Plataforma Nacional para la Acción Climático, con el objetivo de acelerar la lucha contra el cambio climático. Así lo indicó ayer la ministra Isabel García Tejerina, en la inauguración de la conferencia Innovate4Climate, promovida por el Banco Mundial y la Fira de Barcelona. Este encuentro sirve para analizar las perspectivas de financiación de proyectos contra el cambio climático. García Tejerina añadió que el Ministerio está convocando a todas las empresas para que aporten sus ideas en esta plataforma, con el objetivo de trabajar en red para “compartir soluciones”, porque todos debemos estar implicados en la lucha contra el cambio climático.
Se trata de convocar al mayor número posible de empresas a este “intercambio de experiencias recíproco”, que permita una labor importante de divulgación y experiencias, porque “necesitamos ir coordinados para avanzar lo mas rápido y lejos posible”. La plataforma es impulsada por el Grupo Español para el Crecimiento Verde, organización compuesta por pequeñas y grandes empresas; el Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente, y otras entidades como la Fundación Empresa y Clima, y Ecodes.

Presupuestos
La ministra ha insistido, por otra parte, en que “no hay menos presupuesto para el cambio climático”, como dice la oposición porque, aunque hay menos partida presupuestaria en la Oficina Española del Cambio Climático, para “mejorar” la eficiencia y la gestión del presupuesto, esas partidas de lucha contra el cambio climático se han trasferido a la dirección general de Costa y la dirección general de Agua”. No dio sin embargo datos.
El presidente de Fira de Barcelona, Josep Lluís Bonet, ha destacado que el Innovate4Climate tiene vocación de convertirse en “referencia” en la lucha contra el cambio climático. El comisionado de Ecología del Ayuntamiento de Barcelona, Frederic Ximeno, insistió en el papel de las ciudades en la lucha contra el cambio climático y ha apostado por promover acuerdos público-privados. El conseller de Territori i Sostenibilitat, Josep Rull, ha mostrado el "profundo compromiso" de Catalunya contra el cambio climático, algo que ha dicho que no es nuevo y cuenta con un consenso general de todos los partidos políticos."La Ley catalana del cambio climático es muy importante para el actual Gobierno catalán; expresa nuestros objetivos y preocupaciones", ha asegurado el conseller en su discurso inaugural
.

0 comentarios:

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs